Nobel

¿Quién es la persona más joven en recibir el Premio Nobel?

Inicialmente, el ganador más joven del Premio Nobel fue Lawrence Bragg con el premio Nobel de Física en 1915, pero en la actualidad, el ganador más joven del Premio Nobel es la pakistaní Malala Yousafzai, que recibió el premio en 2014.

El Premio Nobel

El establecimiento del Premio Nobel fue por voluntad de Alfred Nobel. El premio Nobel es un premio internacional que se otorga anualmente para reconocer aquellos trabajos sobresalientes en fisiología, medicina, física, literatura, química, promoción de la paz y economía. La concesión de los Premios Nobel generalmente ocurre en el aniversario de la muerte de Alfred Nobel, el 10 de diciembre de cada año. Las sociedades académicas suecas nombran juntas de diputados para decidir los premios, a excepción del premio de la paz, que es determinado por los consejos designados por el Parlamento noruego.

Algunos de los primeros ganadores de premios Nobel fueron Jean Henry Dunant, Sully Prudhomme, Emil Adolf von Behring y Wilhelm Conrad Rontgen. Todos ellos ganaron el año 1901, cuando se realizó la primera entrega de premios. Hasta hace poco tiempo, el ganador más joven del Premio Nobel fue Lawrence Bragg, ganador del Nobel de Física en 1915 con tan solo 25 años por sus contribuciones a la cristalografía de rayos X. Pero en la actualidad, el ganador más joven es Malala Yousafzai, que recibió el premio en 2014.

Malala Yousafzai

Malala Yousafzai ganó el Premio Nobel de la Paz en el año 2014 cuando tenía diecisiete años. Recibió el premio junto a su compañero, Kailash Satyarthi. Cada uno recibió la mitad del premio por su lucha continua por eliminar la represión de jóvenes y niños y el derecho a la educación de todos ellos. Malala nació en 1997, en Mingora, Pakistán, y reside en Reino Unido. Malala Yousafzai comenzó a luchar por el derecho de las niñas a la educación cuando tenía once años. El 9 de octubre de 2012, Malala sufrió un ataque talibán en el distrito paquistaní de Swat, y le produjo heridas graves hasta dejarla en coma. Más tarde, se recuperó y fue ingresada en el Hospital Queen Elizabeth de Birmingham, (Inglaterra). Tras este grave incidente, Malala continuó con su lucha y se convirtió en la principal defensora de los derechos de las niñas.