¿Por qué se caen las hojas de los árboles en otoño?

-

Cuando pensamos en el otoño, a la mayoría nos viene a la cabeza el color anaranjado de las hojas caídas o a punto de caer. Pero, ¿Por qué algunas plantas pierden sus hojas en otoño? O mejor dicho, ¿Por qué las pierden antes del invierno?

La caída otoñal de las hojas es una forma de autoprotección. Mientras que las plantas perennes en climas fríos tienen ceras y resinas gruesas para proteger sus hojas de la congelación y fractura, las especies caducas generalmente tienen hojas finas que son susceptibles a las temperaturas frías.

Dado que el agua se expande cuando se congela, las células de las hojas se rompen durante el invierno, haciéndolas inútiles para la fotosíntesis. Sin dejar caer estas hojas, un árbol se quedaría atascado con miles de apéndices improductivos y sin forma de hacer comida. Por si esto no fuera suficiente, la superficie de todas esas hojas también representaría una amenaza para la integridad física de la planta. Los meses de invierno suelen ser más ventosos que en otras estaciones, y el viento contra las hojas anchas de un árbol frío y quebradizo podría causar roturas importantes. Lo mismo ocurre con el peso de la nieve que se acumula en todas esas hojas.

Además, al final del verano muchas hojas son comidas por insectos o quedan enfermas de alguna u otra manera. Dejarlas caer le da a la planta un nuevo comienzo en la primavera, y los nutrientes de las hojas en descomposición se reciclan para ayudar a crecer a la siguiente generación de hojas.

Curiosamente, las hojas de otoño no son simplemente arrancadas de los árboles, sino que se separan de las plantas en un proceso altamente controlado. A medida que el día se acorta y las temperaturas se enfrían, se activan las hormonas dentro de la planta para iniciar el proceso de abscisión. La producción de clorofila se detiene y el pigmento comienza a degradarse, revelando a menudo llamativos naranjas y amarillos enmascarados por el verde.

Los vasos que llevan el agua a la hoja y los azúcares al resto de la planta se cierran, y una capa de células, conocida como capa de abscisión, comienza a crecer entre el tallo de la hoja y la rama que la sostiene. Estas células sirven para cortar lentamente la hoja de la planta sin dejar una herida abierta. A medida que las hojas caen, la planta entra en reposo vegetativo, guardando su energía para el gran brote de la primavera.

¿Qué opinas?

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos artículos